jueves, 6 de agosto de 2015

Cuban Charity

 Roman Charity / Max Sauco (Rusia) Más de este artista AQUÍ
Max Sauco /Irkustk , 1969, RUSIA

La obra de este fotógrafo ruso surrealista, pionero en su país de la manipulación fotográfica, no tiene parangón. Su trabajo incursiona en el erotismo, la mitología, la astrología, el esoterismo, la anatomía humana, la maternidad, la infancia, etc, todo, como ya hemos dicho, pasado por el tamiz del surrealismo. Es una obra que no deja indiferente,  queda grabada en tu memoria no sólo por su calidad indiscutible sino, además, por su irreverencia y su perturbadora provocación. Para mí, este fotógrafo, junto con el polaco Igor Morski, son dos de los mejores exponentes del surrealismo europeo, sin desmerecer al resto, claro está.
En esta imagen que he escogido, Max reinterpreta la conocida historia de Cimón y su hija Pero, tantas veces pintada y recreada por artistas de otrora (como Rubens, que hizo varias versiones) entre los siglos XV y XVIII. Esta historia la relata Valerio Máximo en su libro "Hechos y dichos memorables", y es conocida como Caritas Romana. Yo, a su vez, inspirado por la foto de Max Sauco, he reinterpretado, no la narración de Valerio Máximo, sino la propia foto, llevándola a mi terreno.

Espero que este experimento no resulte un verdadero esperpento. 
Como siempre, de antemano, gracias por la lectura.



Cuban charity


Me nutrió blanca leche de mujer,
y me vi resurrecto,
en mi propia derrota,
desatando mis brazos.

Como un  mártir que sufre  en el silencio
me aferré a tu nutriente
en un cruento exorcismo,
mas los clavos siguieron
perforando el talón, 
tal si Aquiles, dormido,
habitara  en mi cuerpo
hecho carne de un héroe
de batallas antiguas,
 sin saber si mis ojos
o mis manos podrían
guiarme en una contienda sin escudo.

Llegué a ser el Cimón
de una cárcel verde,
y tú fuiste mi Pero,
hija noble, Luperca,
amamantando el río
de mis  sueños inútiles.

Hoy te crece una vida
en el pálido vientre:
una especie novel,
libre, al fin, de ataduras,
redimida de todos los pecados.

No permitas el golpe de otra noche,
sigo adicto a ti,  Máter,
Alma Máter guajira.

¿Volverás a nutrirme
si mis pasos regresan
de mi sombra a tu luz? 


*****************

De la historia de Cimón y Pero

"Juzguemos que Pero hizo lo mismo cuanto toca a la piedad, lo cual sustentó a su padre Cimón afligido con la misma fortuna, y estando preso, siendo ya muy viejo, dándole su pecho como si fuera algún niño. Admíranse, espántanse los ojos de los hombres, cuando ven pintada la imagen de este hecho y renuevan con la admiración de lo que tienen en frente de la vista, la condición del antiguo caso, creyendo que en aquellas figuras mudas de los miembros ven los cuerpos vivos, y que respiran. Lo cual es necesario acontezca también al ánimo con la pintura de las letras algún tanto más eficaz amonestándoles se acuerden de las cosas antiguas por las que tienen presentes."

Valerio Máximo

******************
Luperca: Loba capitolina, estatua etrusca, madre nutricia de Rómulo y Remo.